sábado, 6 de noviembre de 2010

Habitante de la noche

Hace tantas noches que no duermo que he olvidado el runrún de la piel entre las sábanas. Esta vida mía entre secretos prohibidos y sones nocturnos me está transformando tanto que ya casi no soporto las miradas de la gente de los días. Definitivamente, creo que me quedaré a vivir en el país oscuro.

mirina


7 comentarios:

  1. Ese run run, es sumamente agradable. Las sábanas de franela envolviendo nuestros secretos más prohibidos. Que ya no importan las gentes de los días. Gracias mirina, por escribir.

    ResponderEliminar
  2. damadeltablero6/11/10 8:34

    El país oscuro es sugerente y atractivo, para visitarlo a menudo. No para vivir allí, perdería su magia. Un saludo de otro búho que vive condenada a ser alondra.

    ResponderEliminar
  3. @21 Gracias, veintiuno, por ser un lector incombustible y tener siempre un comentario listo para todos.

    ResponderEliminar
  4. @damadeltableroHola, dama, es preciosa... "otro búho que vive condenada a ser alondra"... tu definición de la nocturnidad limitada que nos toca o que como bien dices, nos permitimos para no dejarla sin encantos. Otro saludo para ti y hasta que nos encontremos bajo la luna en algún árbol.

    ResponderEliminar
  5. En esta ocasión discrepo de Dama. Vivir en el país oscuro, lo suficiente, para volver al país de la luz y vestirlo de nuevo de la magia que no tiene. En ese viaje de ida y vuelta pasamos la vida. Y leyendo este micro, Mirina, nos ahorramos varias estaciones.

    ResponderEliminar
  6. @gabrielpalafoxTus palabras sí que tienen magia, gabrielpalafox, gracias por dedicármelas.

    ResponderEliminar
  7. @gabrielpalafoxTus palabras sí que tienen magia, gabrielpalafox, gracias por dedicármelas.

    ResponderEliminar