miércoles, 4 de mayo de 2011

Espinas en el corazón

¿Saben ustedes porque firmo como desasosegada?

Eran esos tiempos en los que uno se asoma al mundo con la osadía de la adolescencia y el terror de la infancia.

A veces, sin motivo concreto, me sentía inquieta, como si tuviera una piedra en el zapato.

No sabía como nombrar ese estado hasta que hallé la palabra "desasosiego"

He visto sucederse las primaveras, esperando la serenidad, pero es inútil, siempre tengo alguna espina clavada en el corazón


desasosegada

Blogged with MessageDance using Gmail Reply On Twitter

4 comentarios:

  1. Henriette4/5/11 19:47

    Cuanta sutileza al describir nuestra condición de Ser sensible.
    Me gusta infinitamente esta observación del alma humana.
    Verdaderamente bonito.
    (Perdón por mi castellano algo aproximativo..)

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Muy bueno, y muy definitorio de un estado de ánimo con el que uno se siente algunas veces identificado.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo8/5/11 22:09

    Se puede, se puede acorralar la angustia inexplicable... Se puede, Marga, y se vive mejor...
    Fuerza

    ResponderEliminar