viernes, 13 de julio de 2012

Pánico

!Hay que parar esta noria!
Giraba de forma relativamente apacible, hasta que de pronto y sin motivo aparente, empezó a acelerarse más y más.
A medida que cogía velocidad los pasajeros empezaron a salir disparados. Primero fueron los recién llegados, que no habían tenido tiempo de abrocharse los cinturones, pero a ellos, les siguieron los demás.
Hoy, los que quedan, se esfuerzan en agarrarse a las barras y observan con ojos desorbitados como nadie parece capaz de apaciguar esa fiera sin control.
desasosegada

2 comentarios:

  1. rrataplans13/7/12 19:40

    Por si hay quien todavía duda: No es la economía. Es la ideología.

    No es nada fácil parar la noria de la ideología.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, pero disfrazada de necesidades económicas está logrando destrozar los fundamentos de las conquistas sociales de la democracia.

      Eliminar