lunes, 8 de julio de 2013

Asesino a sueldo

Me llaman JJ y eso, es todo lo que necesitan saber sobre mí Soy asesino profesional, el mejor. No piensen que soy ningún monstruo, al fin y al cabo, yo no deseo la muerte de nadie, me limito a acatar órdenes. Esto funciona así; recibo un sobre con un nombre. Yo no sé quien es, ni porque quieren eliminarle. Llevo a cabo mis investigaciones y decido una estrategia, una vez terminada la misión, llamo a un teléfono digo: “todo en orden” y el dinero, automáticamente, aparece en mi cuenta. Todo ha funcionado con pulcritud hasta que recibí el último encargo; al abrirlo me llevé la sorpresa de mi vida, el nombre que aparecía era el mío; increíblemente alguien quería matarme. Mi pundonor profesional es tal que incluso pensé en hacerlo, pero finalmente no fui capaz, así que marqué el número y dije “preferiría no tener que hacerlo”. La verdad es que ahora casi me arrepiento porque vivo sin vivir en mí; sospecho de todos los míos y desconfío de todos los extraños. Y para más INRI, estoy en paro.

desasosegada

3 comentarios:

  1. Anónimo8/7/13 19:09

    Otro a la cola del INEM. Es lo que pasa por no aceptar contratos temporales. Quién se creerá que es, aquí los trienios no cuentan.

    Bueno, Marga.

    El Manco.

    ResponderEliminar
  2. buen micro marga ya te he comentado en ENTC
    saludos

    ResponderEliminar
  3. ¡Joder! hasta los asesinos están en paro..jeje. Buen texto o relato marga, me gustó.

    ResponderEliminar