lunes, 27 de septiembre de 2010

Cartógrafo

Durante los últimos meses se había dedicado a dibujar un mapa exacto de todos los pliegues de su piel. Conocía atajos, senderos, lunares y poros como si fueran suyos. Había aprendido a distinguir los confines de ese espacio limitado, sus rincones más claros y casi todos los oscuros. Sonó el portazo y se abrazó con fuerza al fruto de su trabajo: la cartografía completa de un recuerdo.

Cronopio


4 comentarios:

  1. A mí estas cositas me chiflan, me ha encantado.

    ResponderEliminar
  2. Me encanta esta geografía y me llena de ganas de viajar por el mundo con la punta de los dedos.

    ResponderEliminar
  3. veintiuno27/9/10 22:59

    Vaya tela!, Cronopio. La que lías cada vez que escribes.

    ResponderEliminar
  4. Ya me impresionó cuando lo leí en Eskup, y es otra gran maravilla. Lo bordas!

    ResponderEliminar