viernes, 8 de octubre de 2010

Fuego

Soy la llama que llama a la llama desde el otro lado del puente. El animal lo atraviesa parsimoniosamente, se detiene delante de mí­, abre la boca y me escupe su saliva que al tocarme crepita. Sigue otro dí­a más sin entender mi secreto, y continúa su camino.
RubiadeBote

3 comentarios:

  1. papelylápiz8/10/10 17:35

    Un sugerente juego de palabras, ¡qué bien te ha quedado!

    ResponderEliminar
  2. Me gusta mucho, rubia. Has sabido crear toda una historia de esa primera frase, que me ha hecho sonreir. Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Gracias papelylápiz, eso pretendía, ser sugerente a distintas interpretaciones. Me alegra que lo captaras.

    Sara,tu sonrisa vale tanto como el mejor comentario. Me alegra que te guste.

    Saludos a los dos.

    ResponderEliminar