sábado, 5 de marzo de 2011

Infortunado

Compró bosque, castillo y princesa. Aún así ni siquiera consigue que la malvada reina lo trate con el respeto debido a un príncipe azul

Patricia Nasello

Blogged with MessageDance using Gmail | Reply On Twitter

3 comentarios:

  1. alsquare6/3/11 14:28

    Sólo un buen coach podría cambiar el espejo a la Reina. El príncipe que se preocupe de la princesa y se olvide de la suegra.

    ResponderEliminar
  2. Esas actitudes antipitufistas pueden acabar mal. Mira lo que le pasó a Galliano...
    ;-)

    ResponderEliminar
  3. Buen consejo alsquare, inclusa para aquellos que no pertenecen a la realeza...

    ja ja, coincidimos eglon82

    ResponderEliminar